Microsoft repite contra Android la estrategia que empleó contra Unix

Windows Phone 7
El año pasado ya era evidente que Android acabaría dominando el mercado de Smartphones. Ahora Brian X. Chen dice en Wired que Windows 7 hará parecer caótico a Android porque su meteórico ascenso, ha sido a costa de permitir a las telcos crear sus propios hijos bastardos cargados de crapware.
Tras quedarse prácticamente fuera del mercado con Windows Mobile, Microsoft trata de repetir contra Android la misma estrategia que le funcionó contra Unix. Aproximadamente en la década de 1994 a 2004 la competencia y la falta de compatibilidad entre los vendedores de Unix dejó un hueco abierto para Windows NT. Al principio, nadie se tomaba muy en serio a Windows NT 3.51, pero rápidamente la facilidad de instalación y uso, la disponibilidad de drivers, las sinergias con Internet Information Server y SQL Server y unos precios más bajos que Unix permitieron a Microsoft ganar una buena cuota de mercado en servidores que no empezó a declinar hasta que se popularizó Linux.
Microsoft ha montado nuevos laboratorios, contratado nuevos gerentes y tomado nota de las lecciones aprendidas de iPhone, y parece estar dispuesta a emplear a fondo la apisonadora en la que ya ha gastado más de 400 millones en marketing para recuperar la cuota de mercado perdida ofreciendo a los usuarios terminales certificados bajo unos estándares de calidad hardware y software rigurosamente controlados por Microsoft.
Está por ver qué pasa. Microsoft siempre ha sido temible como el ojo de Sauron, pero el gigante de Redmond ha perdido mucho fuelle desde que se retiró Bill Gates. Steve Ballmer dijo en 2005 que ellos ganarían la web y ni con todo el oro del mundo han conseguido que Bing tenga más de quince minutos de gloria. Y entre las características que Microsoft impondrá en los terminales Windows 7 se encuentran tres botones estándar uno de los cuales es ¡horror! el icono de la ventanita Windows Logo Icon Además, para ganarle la partida a Android, Microsoft necesita contar con las telcos, a quienes tendría que hacerles una jugada tan buena como la de iPhone. Microsoft no puede permitirse liberar Windows Phone 7 y competir con Android directamente en la arena Open Source ganando dinero con la segunda derivada de la publicidad como hace Google.

Compartir:
  • Twitter
  • Meneame
  • Facebook
  • Google Buzz
Esta entrada fue publicada en Mercado y Oportunidades de Negocio, Modelos de Negocio. Guarda el enlace permanente.