¿Pero esto despega o no?

Tengo últimamente pesadillas. Sueño que de repente un día los promotores de la sociedad de la información pasamos de moda. Nos levantamos una mañana y, de súbito, nos encontramos con que los políticos han encontrado otro filón electoralista más lucrativo que la innovación tecnológica. Quizá las energías renovables, la bioingeniería, o un nuevo tipo de ecoturismo.
Creo que se podría decir que el último congreso de Hispalinux ha sido un éxito en todos los aspectos excepto en uno: la ínfima presencia de la empresa privada en el evento. Administraciones públicas y derivados tipo CENATIC si, universidades también, casos de éxito en hospitales, colegios y ayuntamientos por descontado, anuncios de nuevos productos Debian, Mandriva, Mozilla, etc. Pero de oferta privada en soluciones Open Source Made in Spain ni rastro.
El ministro Joan Clos quiere que con el Plan Avanza las TIC constituyan el 7% del PIB en 2010. O, al menos que España recupere el 8% que aporta a los 52.000 millones de euros del VII Programa Marco (lo cual supondría duplicar el ingreso bruto del VI Programa).
Según el European Information Technology Observatory el gasto en tecnologías de la información y telecomunicaciones en España durante 2006 fue el 4,6% del PIB. Y aunque la tendencia es al alza, con un crecimiento de interanual de la demanda del 6,8% frente a la media europea del 4,1%, , el gasto en TI en 2006 descontando telecomunicaciones fue del 1,4% del PIB. Dicho porcentaje situa a las Tecnología de la información muy por detrás de la construción (10,85% del PIB 2006) e incluso que la agricultura (2,56% del PIB 2006). Si del restante 3,2% del PIB en Telecomunicaciones tenemos en cuenta la elevada cuota de mercado de Telefónica (bien por encima del 50%) nos queda que España es aún un pais más agrícola que tecnológico.
Porcentaje de Gasto TI sobre el PIB 2006 EITO
Aunque existe una coincidencia casi unánime entre los economistas, y así lo avalan los estudios empíricos, sobre la importante contribución positiva de las TIC al crecimiento económico y a la elevación de la productividad, parece que las tecnologías de la información no acaban de despegar nunca fuera de la venta de móviles y PCs.
Pese a todos los esfuerzos por desarrollar un tejido tecnológico el estado nacional de las tecnologías de la información sigue siendo paupérrimo, excepto quizá en Madrid donde la contribución de las TIC al PIB sí se acerca al 9%.
Me pregunto si pronto las Tecnologías de la Información despegarán de verdad. Deberíamos quitarnos el lastre de las Comunicaciones en los indicadores y cambiar TIC por TI, puesto que la atención prestada al progreso de la penetración de la banda ancha y las comunicaciones en general enmascara el lento avance del resto de tecnologías de la información que no son comunicaciones.

Compartir:
  • Twitter
  • Meneame
  • Facebook
  • Google Buzz
Esta entrada fue publicada en Software Libre y Desarrollo Social. Guarda el enlace permanente.