La copia de la web del Senado hecha por un programador

Vía menéame se puede encontrar esta copia demostrativa de la web del Senado que costó casi medio millón de euros, pero realizada en menos de un mes por un ingeniero anónimo y sin gastar ni un céntimo en licencias de software privativo. Vale que copiar es más fácil que crear, y por ejemplo, en lo que se refiere a usabilidad, sí se nota que los creadores de la web del Senado han invertido tiempo. Pero es que en algunos aspectos como el enlace con redes sociales la copia incluso supera al original.

Lo que me parece significativo del caso, más allá del debate Sw. Libre vs. Sw. Privativo que me parece ya ampliamente superado hace tiempo, es la sobrecarga de costes que añaden los procedimientos administrativos de contratación. Conozco varias PyMEs que podrían hacer una web así, quizá no por 50.000€, demasiado ajustado el precio, pero seguro que sí por 100.000€. El resto de coste hasta los 448.819€ que le costó al Senado tiene que ver con que las organizaciones normalmente sólo pueden contratar con proveedores cuya estructura burocrática es isomorfa a la del cliente. Un organismo como el Senado debe ceñirse a los engorrosos procedimientos de contratación pública. Muchos de los cuales, en su espíritu, están bien, pero en la práctica constituyen un muro infranqueable para la mayoría de las pequeñas empresas locales de desarrollo de software.

Compartir:
  • Twitter
  • Meneame
  • Facebook
  • Google Buzz
Esta entrada fue publicada en Casos Prácticos, El Software Libre en la Administración. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *