Decidimos innovar, no pleitear

Destacable el post de Jonathan Schwartz Free Advice for the Litigious…. Traduzco literalmente una parte a continuación:
Años atrás, Sun estaba bajo presión en el mercado. Aunque a muchos usuarios les gustaba nuestro sistema operativo Solaris, otros pensaban que estaba escrito para sistemas de gama alta, y no para grid. Nuestro negocio de ordenadores había fallado en seguir el ritmo del resto de la industria, lo cual significaba que nuestros sistemas parecían caros. En combinación, y con un flojo historial de soporte a Solaris fuera del hardware de Sun, le dimos a los clientes una elección: abandonar Sun. Esos fueron los días oscuros.
¿Dónde se fueron? Se marcharon a GNU/Linux, un sistema libre y abierto construido por una comunidad pujante y que corría en sistema x86. ¿Por qué? Porque el par Linux+x86 les daba mejor rendimiento en grid, con más flexibilidad. No erigimos barreras de salida, promovimos la capacidad de elegir de los clientes. Incluso cuando salió el tiro por la culata como en ese caso. Y si, duele.
Con le negocio de capa caída y los clientes marchándose, teníamos más que unas pocas opciones a nuestra disposición. Fuimos invitados por una empresa a demandar a los beneficiarios del Open Source. Lo cual declinamos hacer. Podíamos unirnos a otro para demandar a nuestros clientes. Eso parecía suicida. Se nos ofreció la opción de abandonar Solaris y re-vender el sistema operativo de otra empresa. También declinamos. Y, finalmente, los clientes y los desarrolladores a quienes les gustaba tener Sun a su alrededor nos invitaron a innovar, aquellos quienes veían el valor obtenido a través de la auténtica ingeniería de sistemas.
Así que aceptamos ese último consejo. Empezamos asegurando los activos digitales que teníamos, de modo que pudiéramos ponerlos a disposición de la Comunidad bajo licencias abiertas. Redoblamos nuestro foco en la innovación, tanto en hardware como en software, para diferenciar nuestras ofertas. No tan solo tan buenas como las de la competencia, sino vástamente mejores. Soportamos Linux sobre SPARC, y nos forzamos a nosotros mismos a abrir todas y cada una de las líneas de negocio que operábamos. Solaris no servía lo mismo para un roto que para un descosido. Ni tampoco SPARC. Ni Java.
En esencia, decidimos innovar, no litigar.

Compartir:
  • Twitter
  • Meneame
  • Facebook
  • Google Buzz
Esta entrada fue publicada en Entorno Legal del Software Libre. Guarda el enlace permanente.