Software como activo o como gasto

Esta semana andamos de cabildeo en un cliente por el tema de incluir el software que fabricamos dentro de los activos de su empresa
Resulta que es mucho más sencillo aprobar y contabilizar un gasto que una generación de activo.
Lo que me resulta curioso del caso es que el cliente contabiliza las licencias de software propietario que compra como activos de la empresa, cuando, en mi opinión, no debería hacerlo así, porque en realidad lo que está haciendo no es comprar el software sino adquirir una licencia que otorga el derecho de usarlo por un tiempo. Cuando le caduque el acuerdo de licencia (o el fabricante decida unilateramente retirarle el soporte) el cliente no tendrá nada.
En EE.UU. ni siquiera está 100% claro si al software se le puede aplicar la First-sale doctrine de 1908 que establece que una vez que has comprado material con copyright se lo puedes re-vender a quien quieras (el argumento es que el software no se “vende”, se “licencia”).
La licencia de Windows XP Home, por ejemplo, dice explícitamente que el licenciatario no puede alquilar el software. En este sentido un programa no es como un activo inmobiliario. Si te compras un local de negocio, lo puedes es explotar como quieras. Pero si te compras un software las cláusulas son más parecidas a las de un arrendamiento donde el propietario fija restricciones a las actividades que puedes desarrollar y también a los derechos de subarrendamiento.
Otro aspecto importante a tener en cuenta son las amortizaciones. Cuando te compras un ordenador, lo pagas y ese es el fin de la historia. Pero con el software propietario eso no es así. Te gastas, digamos, 100.000€ en comprar una licencia para 10 usuarios, y, acto seguido te das cuenta de que tienes que pagar 15.000€ de licencia anual tanto siquieres como si no para poderlo seguir usándolo (esto es el tan controvertido TCO).
En resumen, yo creo que ningún software propietario debería considerarse como un activo. Sólo el Software Libre, o las modificaciones a medida realizadas sobre Software Libre son un auténtico activo para la empresa usuaria.

Compartir:
  • Twitter
  • Meneame
  • Facebook
  • Google Buzz
Esta entrada fue publicada en Análisis Financiero del Software Libre. Guarda el enlace permanente.